mujer hermosa follando

¡Haz que tu pene luzca mas grande en 5 minutos!

Suscríbete a nuestra revista electrónica gratis y recibirás útiles sugerencias para mejorar tu desempeño sexual.

Puedes terminar tu suscripción en cualquier momento

(Segunda parte del relato erótico sobre futbol y sexo que presentamos ayer en el blog porno. En él, la actriz porno Raylene decidía hacerse jugadora de fútbol, y para ello contrataba los servicios de un entrenador personal al que se acaba follando):

¡Joder, cómo la chupa esta zorra! El entrenador decidió que quizás Raylene sí tuviera aptitudes para el deporte, porque le había bajado los pantalones y se había echado sobre él para hacerle una mamada con una velocidad felina.

—Así, oh, sí, qué bien la chupas, pero qué bien la chupas…

Le ponía a cien su tatuaje en el hombro, la suavidad de su pelo, la calidez de su boca y lo bien que olía y cómo el efluvio de su perfume ascendía y se le metía en las fosas nasales con cada movimiento en torno a su polla dura y mojada. El entrenador le aferró con fuerza la cola del pelo para que la melena no le tapara la cara de su alumna. Le encantaba disfrutar de su cara de concentración mientras se lo hacía con la boca, joder, qué boca…

—Para un poco, venga, para.

No veía que Raylene estuviera dispuesta a detenerse, así que la apartó con suavidad. Necesitaba ver a esa mujer hermosa follando, se había propuesto hacerla gozar como nunca. A él le iban los retos, llevar a los equipos más mediocres a lo más alto, y ahora quería llevar a lo más alto a esa preciosidad morena de tetas grandes.

Raylene también tenía una buena capacidad pulmonar, otro punto a favor. ¡Joder, cómo chillaba! Aunque por un momento pensó que estaba interpretando. Al fin y al cabo era una actriz. Pero no, lo sentía en su piel que desprendía chispas, en sus movimientos frenéticos y algo desacompasados, en lo húmedo que tenía su coño. Estaba corriéndose, y sabía que podría seguir corriéndose durante mucho más tiempo si cambiaba.

Así que se la puso sobre él y dejó que le aprisionara con sus deliciosos pezones. La estrujó contra sí y dejó que ella se refrotara hasta ahogar gemidos de puro éxtasis en su oído. El orgasmo de la chica fue tan intenso que le dejó sordo e insensible a cualquier estímulo, así que en algún momento se corrió, preso del placer de ella.

Como apenas se había enterado ni tenía consciencia de haberse corrido, el entrenador decidió seguir en diferentes posturas, ponerla a prueba, a ver cuánto aguantaba. Y sí, opinaba que la chica tenía la forma física necesaria para jugar al fútbol, pero con esa técnica… Oh, Dios, con esa técnica mejor que siguiese dedicándose al porno, por favor…

(Y a continuación, el video porno gratis que ilustra este relato):

http%3A%2F%2Fcontent.naughtyamerica.com%2Fnaughty%2Fpublic%2Faffiliate_content%2Fsbcraylenedanny%2Fsbcraylenedanny_3min_480.f4v

Otros Artículos Recomendados:

  • chicas desnudas en la tina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *